Mercedes-Benz Clase A Sedán, la firma alemana estrena su sedán compacto

Derivado del Clase A hatchback, del cual hereda muchas cualidades dinámicas, la variante trivolumétrica llega a nuestro país cargada de avances tecnológicos, punto en el que nos detenemos para hablar del sistema User Experience MBUX. Se trata de una serie de ayudas electrónicas capaces de reconocer y entender los hábitos del conductor, incluso sus gesticulaciones, agregando además la posibilidad de controlar varias de sus funciones mediante comandos por voz; en la marca se refieren a esto como una “revolución digital”.

Claro que por el momento este paquete tecnológico no se encuentra disponible en nuestro territorio, tampoco en la región, pero seguramente que las novedades al respecto no se harán esperan. Uno de los atributos más interesante de MBUX es que cuando el cerebro del vehículo detecta cansancio en el conductor, sugiere una ruta más corta o una estación de radio más animada, como una forma de evitarle percances por efectos de la fatiga; también nos recomendará detenernos, si la situación así lo amerita.

El nuevo Clase A Sedán exhibe una carrocería compacta, con tres volúmenes muy bien equilibrados y con esa clásica elegancia profesada por este fabricante desde su fundación. El coeficiente aerodinámico es el más bajo de esta categoría, un Cx de 0,22, rango que se logró mediante la aplicación de varias soluciones que optimizan la circulación del aire; la arqueada línea del techo y la zaga corta se cuentan entre ellas.

En el habitáculo se respira modernidad y distinción. El tablero está dominado por un monitor táctil de nada menos que 10,25”, ofreciéndose además 64 tonos de iluminación para la cabina, colores que a su vez se mezclan con una decena de conceptos cromáticos. Innumerables dispositivos de seguridad están contenidos en este refinado automóvil, entre ellos los sistemas activos que asisten en caso de frenada, en los cambios involuntarios de carril y al acercarse demasiado al vehículo que nos antecede; por supuesto que además está presente el paquete Pre-Safe Plus, que al anticipar riesgo de accidente pone en acción una serie de elementos para evitar un percance mayor.

El representante de la marca, Kaufmann, confirmó el arribo de tres versiones, más la poderosa variante A35 AMG que se integrará el próximo año. La oferta parte con el A 200 Progressive, equipado con un motor turbo gasolinero de 1.4 litro que produce 163 CV y 250 Nm de torque. Le sigue la variante A 200 AMG Line, con idénticas especificaciones mecánicas pero decorada con los accesorios propios de la división deportiva de Mercedes-Benz. El tercer escalón del line up lo ocupa la unidad A 250, la que ostenta un bloque turbo gasolinero de 2.0 litros capaz de erogar 224 CV y 350 Nm de torsión máxima; la transmisión es automática 7G-DCT para todas las alternativas.Los precios son $21.990.000 para el A 200 Progressive, $23.990.000 para el A 200 AMG Line, y $26.990.000 para el A 250, que por el momento asume el rol de tope gama. Para cerrar esta crónica revisemos las dimensiones de esta compacta berlina: 4.549 mm de largo, 1.796 mm de ancho, 1.446 mm de alto y 2.729 mm de distancia entre ejes.

Mercedes Benz Clase A sedan
El coeficiente aerodinámico, Cx 0,22, es el más bajo de esta categoría
Mercedes Benz Clase A sedan - Interior
El tablero está dominado por un monitor táctil de nada menos que 10,25”
Mercedes Benz Clase A sedan - Interior
La transmisión es automática 7G-DCT para todas las versiones

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.