Renault, el grupo francés disminuyó sus utilidades

No es un secreto que el mercado automotor mundial está pasando meses bastante duros, con una actividad a la baja e incertidumbre económica. Los grandes constructores han acusado el golpe financiero, por lo que se han visto obligados a repensar sus estrategias y reducir costos en todos los ámbitos posibles; desde el cierre de fábricas hasta la eliminación de modelos.

El Grupo Renault es uno de afectados, sociedad que debido a los problemas de salud de sus principales mercados, como Francia, Turquía y Argentina, ha visto decaer sus utilidades en un rango de 48% con respecto al año pasado; la problemática afecta tanto a Renault como a los otros fabricantes de la misma agrupación, entre ellos Nissan, Dacia, Infiniti y Lada.

En el ejercicio pasado el Grupo Renault registró un beneficio de 2.040 millones de euros, en los primeros seis meses del citado lustro, cifra que se redujo hasta 1.048 millones de euros en la primera mitad de 2019; en contra la ha jugado la menor demanda de unidades equipadas con motores diésel en Europa, y el tipo de cambio en el mercado argentino.

Uno de los mayores puntales de este grupo es Nissan, marca que en 2018 aportó más de 800 millones de euros, guarismo que se redujo en 21 millones de euros en el periodo equivalente del lustro que estamos viviendo. Pese a todo en las altas esferas de la compañía reina el optimismo, tal como lo aseguró Thierry Bolloré, Consejero Delegado del grupo francés: “logramos unos resultados en línea con los objetivos, en un contexto más difícil de lo esperado”.

La casa del rombo se ha visto seriamente afectada por la baja demanda de unidades equipadas con motores diésel en Europa, un duro golpe para sus ventas y proyecciones.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.